Viajar En Autobús En Verano

Viajar en autobús en verano: Consejos prácticos y recomendaciones

El servicio de alquiler de autobuses desde Madrid es requerido durante todo el año en Grupo Ruiz. Sin embargo, la llegada del verano y las opciones de viajar en vacaciones abren la puerta a muchos más viajes, sobre todo a destinos lejos de la ciudad como la playa o incluso la montaña, con el fin aprovechar todo lo posible estos días.

En este artículo hemos recopilado algunos de los mejores consejos que puedes poner en práctica en tu viaje de vacaciones con nuestros autobuses.

La primera hora es el mejor momento para comenzar el viaje

En Grupo Ruiz te ofrecemos un viaje completamente a medida. Esto significa que puedes escoger todas las variables del mismo, entre ellas la hora en la que podéis concretar la recogida de todos los pasajeros.

La idea de este servicio es que podáis elegir tanto el lugar como el mejor momento para comenzar a viajar en autobús, sin que tengáis que ser los pasajeros los que estáis condicionados por el transporte.

Sin embargo, como principal consejo generalmente sugerimos que reservéis el viaje a partir de primera hora del día. Esto es lógico porque cuanto antes comencéis el trayecto, más pronto podréis disfrutar de vuestras vacaciones en el destino que hayáis elegido.

En verano, no obstante, esta recomendación vale el doble. Ya sabéis que en poco tiempo las temperaturas suben bastante, por lo que reservar el autobús a mediodía significaría tener que estar subiendo al vehículo con el sol ya expuesto en su máximo esplendor. Nuestra sugerencia es escoger una hora del día en el que todavía no esté presente en lo alto y, por tanto, se pueda iniciar el viaje sin incomodidades como un excesivo calor.

Una vez dentro de nuestro autobús cuentas con un sistema de climatización configurado de forma óptima para el bienestar de todos los pasajeros. Esto implica que podéis subir al vehículo y llegar al destino de vacaciones sin sufrir calor en ningún momento.

Hay más motivos por los que escoger la primera hora para el viaje. Entre ellas el hecho de que permite adecuar el trayecto a las horas apropiadas de comida y descanso. Iniciarlo a mediodía o de forma demasiado cercana a la comida, significaría tener que parar antes de tiempo para garantizar una correcta alimentación de todos los pasajeros.

Siempre llevar bebida refrescante en verano

En los meses de verano mantener una adecuada hidratación es algo imprescindible para todos los pasajeros, independientemente de su edad.

Nuestra sugerencia es que siempre subáis con bebidas frescas, para que durante todo el trayecto podáis disfrutar de ellas cómodamente y, de paso, mantener la hidratación al mejor nivel.

El agua siempre es la mejor opción a la hora de conseguir una hidratación óptima. No obstante, hay otras opciones, como las bebidas isotónicas o el agua acompañado de sabores, que además de refrescarnos también nos ofrecen un gusto particular.

Desaconsejamos el uso de refrescos con azúcar o bebidas alcohólicas, entre otros motivos porque no son opciones apropiadas para la hidratación de los pasajeros, con lo que un fugaz momento de alivio vendrá seguido de una mayor sed que antes y sensación de calor.

En cualquier trayecto de largo alcance en Grupo Ruiz programamos, en colaboración con los propios clientes, las mejores opciones para realizar paradas, reponer provisiones y conseguir más bebidas frescas con las que continuar el viaje.

En todas estas paradas es recomendable adquirir la reposición de bebidas refrescantes adecuada, para que el resto del viaje siga siendo igual de cómodo a nivel de hidratación.

¿Por qué en verano es mejor viajar entre semana?

Si tenéis varios días de vacaciones, nuestro consejo es que escojáis el viaje en autobús entre semana. Hay varios motivos para que en verano esto sea preferible.

En primer lugar, tenemos una semana, dos o tres de vacaciones. No estamos delimitados por un fin de semana o festivos concretos en los que viajar. Por lo que escoger un viaje entre semana es posible.

Por otro lado, significa que tendremos menos tráfico. Nuestros autobuses son conducidos por profesionales con amplia experiencia, que pueden garantizar un trayecto cómodo y seguro, pero les es imposible controlar el tráfico. Por este motivo, en caso de retención, colas o densidad de vehículos en circulación, nuestro viaje puede llegar a tardar más de lo previsto.

En el caso de las vacaciones de verano, los mayores problemas de tráfico se acumulan en los fines de semana, momento en el que la mayoría de turistas decide iniciar su viaje o terminarlo y volver de vacaciones.

Si viajamos entre semana podemos evitar este inconveniente, además de tener la posibilidad de combinar con el fin de semana y contar para más días en nuestro destino.

De forma complementaria, aunque no es posible asegurarlo, hay que tener en cuenta que en la mayoría de servicios de alojamiento, entre semana ofrece mayores oportunidades de encontrar disponibilidad a un precio más competitivo que en fines de semana.

La ropa que llevar en un viaje en autobús en verano

El viaje en autobús en invierno no suele ofrecer problemas con respecto a la ropa que deben llevar los pasajeros. En caso de mucho calor siempre está la opción de ir quitando prendas de abrigo.

Sin embargo, en verano esto puede ser más delicado. Nuestra primera recomendación desde Grupo Ruiz siempre es contar con una muda de ropa. Sobre todo para el viaje de vuelta.

Si habéis viajado a la playa o al monte a bañaros en un río o a hacer algo de senderismo, es bastante probable que terminéis con manchas y suciedad. Es mucho más cómodo contar con  prendas limpias durante el trayecto que hacerlo con ropa manchada de arena, piedras o barro.

Una vez dentro del autobús siempre contar con una prenda más de la que soléis llevar en la calle. Por ejemplo, una camisa de manga larga aunque de textura suave y transpirable, una cómoda rebeca o incluso una chaqueta que no abrigue demasiado.

El sistema de climatización de nuestros vehículos garantiza una temperatura adecuada, pero en ocasiones solemos llevar prendas mucho más ligeras de lo normal, debido al excesivo calor que se sufre en el exterior. Esto puede motivar tener frío durante el trayecto.

Para el calzado sugerimos que sea cerrado aunque transpirable. Zapatillas deportivas, alpargatas y sandalias con trenzado decorativo son preferibles a las típicas chanclas, que no van a ofrecernos ningún tipo de protección y tampoco son cómodas para el paseo por la ciudad.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *